Una pelota de estrés es un juguete divertido y maleable que tiene aproximadamente siete centímetros de diámetro y es una gran herramienta para aliviar el estrés portátil. Tanto los adultos como los niños aprietan el juguete en sus manos, moviendo sus dedos alrededor para aliviar la tensión muscular, el estrés y para ejercitar la mano. Más allá de ser un juguete, se sabe que las bolas de estrés hacen que las personas se sientan relajadas y disminuyan la presión arterial.

Si te sientes estresado o has visto a otras personas divertirse apretando sus pelotas de estrés, puedes hacer tu propio bricolaje hecho en casa. Crear tu propio balón de estrés puede ser una forma creativa de liberar presión y divertirte haciendo un artículo elegante y juguetón. Tire uno en su bolsa antes de comenzar un día ajetreado o guarde uno en su escritorio para aliviar el estrés. Incluso puedes personalizar el tuyo eligiendo tu color favorito (o uno calmante, como el azul) y agregando calcomanías o patrones de colores.

Reúna sus suministros

Es un alivio que no necesites muchos suministros para este arte. Si bien muchas pelotas contra el estrés están hechas de una variedad de materiales, puede reunir estos suministros:

  • Un pequeño globo redondo.
  • Un embudo
  • 1 taza de maicena
  • tijeras
  • Marcador permanente (opcional)

Agarra a un amigo para que te ayude con este proyecto y trata de evitar el uso de globos de agua, ya que pueden ser muy delgados para este tipo de embarcaciones. Hacer este bricolaje solo es difícil, pero se puede hacer. Simplemente use clips para mantener su globo apretado cerca, o intente llenar su globo con maicena sin soplar el aire de antemano, evitando la necesidad de mantenerlo apretado e inflado.

Instrucciones

Después de que haya reunido sus suministros, siga estos pasos:

  1. Explotar su globo

    Infla el globo hasta que esté alrededor de 4 a 5 pulgadas alrededor. No lo ate, pero mantenga el globo inflado lo mejor que pueda.

  2. Pellizcarlo cerrado

    Presione la parte superior del globo para cerrar, aproximadamente a una o dos pulgadas de la abertura, para dejar espacio para que el embudo se inserte en el cuello del globo. Si no tiene un asistente para ayudar, use un clip para pellizcar el globo.

  3. Inserte el embudo

    Coloque un embudo dentro de la abertura del globo mientras sigue pellizcando el globo cerrado. Es posible que necesite ayuda para asegurar el embudo dentro del globo. No se preocupe si su globo se desinfla un poco, lo que suele suceder durante este paso. Este bricolaje seguirá funcionando.

  4. Llena tu globo con maicena

    Llene la parte superior del embudo con maicena utilizando su mano libre (o, aliste a un ayudante). Funciona mejor agregar una pequeña cantidad de maicena a la vez.

  5. Libere lentamente los dedos pellizcados

    Empieza cuidadosamente reemplazando el aire con maicena.

    Suelte lentamente el lugar donde está pellizcando el globo para que la maicena pueda deslizarse en él. Si vas demasiado rápido, el aire que sale del globo hará volar la maicena y hará un desastre.

  6. Termine de llenar su globo

    Continúe agregando almidón de maíz al embudo hasta que el globo se llene hasta una profundidad de aproximadamente 3 pulgadas. Continúe agregando pequeñas cantidades de maicena a su embudo, moviéndose lentamente, y gire la maicena alrededor con su dedo para ayudar a introducirla en la base del embudo y en el globo.

  7. Exprimir el exceso de aire

    Tire hacia arriba con fuerza sobre la abertura del globo y saque cualquier aire adicional. Para tener un balón de estrés efectivo que no salte, es importante eliminar cualquier aire adicional que esté dentro de tu globo. Quieres que todos los contenidos de tu bola de estrés sean maicena.

  8. Atarlo cerrado

    Ate el globo cerrado, tan cerca de la maicena como pueda.

    Use unas tijeras para cortar el exceso de globo, y asegúrese de no cortar demasiado cerca del nudo en el globo.

  9. Decorar
    Decora la bola de estrés con pegatinas o marcadores permanentes como desees.

Elige tus colores favoritos para hacer tu propio juguete y agrega patrones divertidos para mostrar tus habilidades artísticas. ¡Ahora estás listo para el alivio del estrés mientras estás en movimiento con tu propia bola de estrés DIY!

Todas las imágenes de Lauren Murphy.